Por qué deberías hacer pesas si tienes 30 años o más

El entrenamiento de fuerza es casi una obligación a partir de los 50 y más efectivo para adelgazar que correr o ir en bici

El entrenamiento de fuerza, sobre todo con pesas, ha tenido desde siempre grandes detractores que consideran que es un ejercicio solo apto para hombres jóvenes que pretenden “ponerse cachas”.

Quienes así razonan, demuestran estar muy poco informados.

La gran noticia es que no es nocivo ni para mujeres ni para personas mayores o ancianos.

¡Al contrario!

30 años

Según explican los especialistas, y demuestran múltiples investigaciones, las pesas (o la calistenia, que es trabajar el músculo con la sola ayuda del propio peso) no es que sean recomendables, es que son necesarias.

¿Has oído a hablar de la sarcopenia?

Son necesarias y “obligatorias a partir de cierta edad”, resume Andrés Combalía, especialista en cirugía ortopédica y traumatología y en Medicina de la Educación Física y el Deporte.

  • ¿Por qué?
  • ¿Qué es lo que pueden aportar los ejercicios de fuerza?

Pues son la única medicina posible contra la sarcopenia que, aunque parece el nombre de una enfermedad de la piel, en realidad se refiere “a una pérdida anormal de fuerza y masa muscular, que dificulta las tareas cotidianas”, resume el especialista.

30 años

Aunque siempre se ha asociado a la edad, considerándola parte del envejecimiento normal porque sus principales síntomas son la debilidad en los músculos y la falta de fortaleza física, también puede afectar a las personas muy sedentarias.

Actualmente podría afectar a un 30% de personas mayores de 60 años, y a más del 50% de las que superan los 80 años, más allá de la actividad física.

La masa muscular disminuye a partir de los 30 años

El doctor de medicina interna Ricardo Losno detalla que “la masa muscular disminuye de forma gradual entre un 3% y un 8% cada década a partir de los 30 años, acelerándose después de los 60 años.

Esto produce una disminución progresiva en la fuerza que contribuye en gran medida a la discapacidad y a la pérdida de independencia del anciano”.

Y por ello, para contrarrestarlo, se hace necesario trabajar la fuerza muscular con ejercicio.

“Más que comenzar a una edad especifica lo que se necesita es un plan de trabajo regular, y no ejercicios esporádicos, no planificados y aleatorios, que no ayudan a alcanzar los objetivos de los pacientes”, precisa Losno.


 

Por tu éxito

Equipo BoxTrain

Abrir chat
1
Hola, soy Ed, ¿puedo ayudarte?...